innowaystreet

Es hora de innovar, ha llegado tu momento

Estamos seguros de que, en más de una ocasión, te has planteado la pregunta de si ese momento era bueno para innovar. Y, ¿qué ha pasado? Pues que, seguramente, hayas descartado tu idea porque «el momento o la hora de innovar no era la adecuada». Déjanos decirte que hay muchas maneras de innovar y que no todas hacen referencia a revolucionar el mercado con tu producto o servicio. Cambiar o mejorar un producto o servicio también es innovar.

¿Cuándo es la hora de innovar?

Uno de los grandes miedos a la hora de lanzar un producto o un servicio es saber si ése es el momento adecuado para lanzarlo. Si es demasiado pronto, el mercado no estará preparado para adoptarlo y tu idea caerá «en agua de borrajas». Si, por el contrario, es demasiado tarde, habrás de entrar en una profunda guerra con tus competidores para poder demostrar y hacer llegar tu valos diferencial.

Bill Gross ya nos lo adelantaba en su charla TED hace unos cuantos años (puedes echar un vistazo a su charla aquí): la idea, el equipo, el modelo de negocio… son factores muy importantes a la hora de lanzar un negocio, pero el momento es esencial, ¿está tu público preparado para tu producto o servicio?

¿Sabes para quién has de innovar? ¿Conoces bien a tu público y en qué momento se encuentra?

Si eres capaz de detectar una necesidad en el mercado y de ofrecer un producto o servicio que dé respuesta a esa necesidad, ¡empieza por ahí!.

Analiza bien en qué fase están tus posibles clientes, ¿son innovadores? ¿crees que van a adoptar de manera rápida tu propuesta? Echa un vistazo a estos perfiles, puesto que serán muy relevantes a la hora de comprobar si estás preparado/a a la hora de innovar.

  • Innovadores: suelen ser pocos pero muy interesantes. Son aquellas personas a las que les encanta probar nuevos productos, experimentar con ellos… y ven la tecnología como una aliada que les permite alcanzar sus objetivos.
  • Early adopters: este grupo es el más interesante para ti, puesto que los early adopters van a apostar por las ideas nuevas y diferentes, pero una vez hayan sepan que van a sacar algún beneficio de ese producto o servicios. En resumen, éstos son los más interesantes porque si eres capaz de «venderles» las bondades de tu producto o servicio, tienes mucho camino ya ganado.
  • Early majority (mayoría temprana): ¿Tu producto o servicio ya está en marcha, y ya hay gente hablando de él y de sus ventajas, de una manera real y sólida? Gracias a la experiencia de los early adopters, serás capaz de llegar a esta mayoría temprana.
  • Late majority (mayoría tardía): ¿Has escuchado hablar del efecto Bandwagon (o de «subirse al carro del vencedor»? Pues las personas que están en esta mayoría tardía se caracterizan por hacer justamente eso, «adoptar» este nuevo producto o servicio porque la mayoría ya lo han hecho.
  • Laggards (o rezagados): Aquí hablamos de personas con un perfil más tradicional, y más reacios a adoptar ideas, productos y o servicios nuevos. No te frustres si, por mucho que te esfuerces, no llegas a alcanzarles… Seguramente, no son tu público objetivo. Asume que siempre vas a tener personas que apoyen tu idea y te sigan y, por el contrario, también vas a tener detractores. Como dice el refrán, «nunca llueve a gusto de todos».

Para finalizar, te recordamos (a modo consejo), la principal premisa de la innovación: «Si quieres conseguir resultados distintos, haz las cosas de manera diferente».

Y si estás buscando quién te ayude a innovar, ya sabes que puedes contar con nosotros… ¡estaremos encantados de ayudarte con tu innovación!

Related Posts